INICIO > LOS EXTRATERRESTRES

He trabajado en silencio por años para usted desinteresadamente y con el único deseo de que compartamos este conocimiento; espero que lo valore, aproveche y haga uso con dignidad del mismo.
(Si considera que esta información debe ser conocida, por favor, linkée esta página a la suya. El Google no la ha indexado normalmente porque es posible que no desea que trascienda su contenido)

Para ver los videos de la página (si no les abren y/o tampoco los quieren descargar) pueden usar este recurso:
https://online-video-cutter.com/es/ Copian la dirección (URL) del video y la pegan aquí: Abrir archivo > From URL

Pulsar el botón para actualizar la página si desea >

Buscar en este sitio >
   
INDICE

Introducción
- La Teoría del Conocimiento
- Las pruebas de la existencia extraterrestre

Experimento del pensamiento (Gedankenexperiment)
Consideraciones tecnológicas
Teoría de la conspiración

Bases y Organizaciones afines
Ubicación de la extrahumanidad
Contacto con gente

Presencia en catástrofes
Indicios de peligrosidad
Características de la extrahumanidad

La inmaterialidad
La semiótica plasmada

Indicios históricos
Los gigantes de la antigüedad
Las imágenes gigantescas
Las abducciones

Las desapariciones
Los avistajes

          Los avistajes
          Según la especificidad
          Según casos generales
          Según casos particulares
          Humanoides y críptidos
          Formas de OVNIs, EVNIs, Rods, etc.
          Varios sin clasificar
Los círculos en los cultivos (o cosechas)
Cuestiones que se desmienten

Mentiras y engaños de la NASA
Las Pirámides de Egipto

La cultura precolombina
Mapas de la antigüedad y el de Piri Reis
Las "ablaciones" (mutilaciones y succiones)
Vaciamiento del agua en lagunas, estanques australianos y piscinas
Los ooparts
Varios

Observaciones
Conclusiones
Las últimas actualizaciones importantes

Les comento que desde hace años y prácticamente todos los días estoy subiendo varios avistajes y casos (ya van más de cinco mil), que obviamente este listado sólo es parte de ellos

- Nuevos objetos de tamaño sideral (noviembre 2022)
-
Los "paquetes luminosos" que viajan (noviembre 2022)
- El origen de las fenomenologías (noviembre 2022)
-
Los críptidos en la región de Nueva Jersey, EE. UU. (noviembre 2022)
-
La ética y técnica del chupacabras (noviembre 2022)
-
Ambientes y ocasiones donde se gastan rápido las baterías (noviembre 2022)
-
Inmensas anomalías geográficas en nuestro planeta (noviembre 2022)
- Posible explicación de las luces danzantes (noviembre 2022)
- Las extrañeces de la luna Fobos (noviembre 2022)
-
Relaciones de OVNIs, EVNIs, LD, Trompetas del apocalipsis (noviembre 2022)
-
Las aves gigantescas (noviembre 2022)
-
Los críptidos prehistóricos (noviembre 2022)
-
Apariciones de gente con faltantes de cuerpo (octubre 2022)
- Fotos del ser y Radiografías en el caso de Varginha (octubre 2022)
- Extraño comportamiento físico de un OVNI (octubre 2022)
- Posibles desapariciones de niños por alados (octubre 2022)
-
Las luces que iluminan ambientes (octubre 2022)
- Los humanoides acuáticos (octubre 2022)
- Nuevos casos de hombres alados en Guaymas (octubre 2022)
- Se suman otros 3 casos más en Lince (octubre 2022)
-
Los animales levitados por OVNIs u otros (septiembre 2022)
-
Los haces luminosos del cielo (septiembre 2022)
- Extrañas aves velocísimas en Mar del Plata (septiembre 2022)
- El espacio-tiempo compartido multidimensional (septiembre 2022)
- Las extrañas entidades viajeras (septiembre 2022)
-
Los OVNIs y EVNIs circunstanciales (septiembre 2022)
-
Afectación sobre el libre albedrío (septiembre 2022)
- Oleada OVNI en el lago Colbun (septiembre 2022)
- Algunos supuestos portales dimensionales (septiembre 2022)
- Cantidad de grandes anillos con luces en Minnesota (agosto 2022)
- Las nubes con forma circular (agosto 2022)
- Los cráneos alargados de Paracas (agosto 2022)
- Abstract de la "Filosofía Crítica Trascendental" (agosto 2022)
- Nueva hipótesis de la Luna como satélite artificial (agosto 2022)
- Actualización de las luces danzantes en el cielo (agosto 2022)
- 3º Demostración de que el espacio no está en la realidad física (julio 2022)
- Algunos OVNIs y fenomenolgías del Área 51 (julio 2022)
- Los OVNIs-nubes (julio 2022)
- Animales que aparecen en lugares insólitos (julio 2022)
- El Proyecto Montauk y su posible relación con los críptidos (julio 2022)
- El OVNI cilíndrico que acompaña a la EEI (julio 2022)
- Demostración del contacto alienígena con el gobierno de los EE. UU. (julio 2022)
- Algunos "chupacabras" en Asia (julio 2022)
- Ubicación de críptidos alados en Puerto Rico y en el Mundo (julio 2022)
- Apariciones y Ataques de grandes perros (junio 2022)
- Los casos de la zona de La Humada (junio 2022)
- Algunos casos del bigfoot (junio 2022)
-
Actualización conjeturas especulativas de Portales Dimensionales (junio 2022)

Actualizaciones importantes anteriores
   

Introducción (volver al INDICE)

Aquí no trataremos de demostrar nada; las cuestiones, si tienen peso, caerán por su propia cuenta.


Tampoco es mi intención convencer de este tema a nadie, y no porque no quiera, sino porque sé que no se puede. Al hombre rara vez le interesa saber la verdad o perseguir un conocimiento. Si no le da entretenimiento, placer, subsidio o poder, jamás se interesará. El hombre es egoísta de cuño. No piensen, no por favor, que soy un idiota más que quiere explicar algo tal cual un bohemio; sólo quiero dejar un precedente académico al próspero; esto es, a esa pequeña porción digna de la humanidad futura que algún día sabrá valorar el esfuerzo real y sincero.


Se suman a esto dos "factores" psíquicos que toda la gente tenemos y es muy difícil de luchar contra ellos para superar y controlarlos:
1º- La zona de confort intelectual. Las personas se niegan a conocer la verdad, precisan autoengañarse para seguir viviendo, no quieren que les pateen su cómodo sofá donde reposa o que le agreguen dificultades a las que ya posee. Vea este video por favor.
2º- Aceptar haber fracasado. Imagínese usted haber estado toooda su vida creyendo y sosteniendo algo errado. Es catastrófico darse cuenta y reconocer eso. Por eso las personas harán todo lo posible para que esto no suceda: sostendrán conjeturas ridículas, evitarán el diálogo confrontado, etc., y aplicarán toda la necedad que les sea disponible. Por este motivo es más sencillo que las mentes frescas y sin historia, como son las de los jóvenes, acepten la de difícil ascequia que se da en los mayores.
   

Permítaseme un poco de sarcasmo. Imagínese que en un establecimiento se brinden dos conferencias en aulas linderas. En una será gratuita y tardará hora y media, donde se explicarán interesantísimas cuestiones de la física cuántica; en la otra, previo modesto caché y que se la estima en unos breves cinco minutos de duración, se explicará de qué manera puede usted conocer el número del celular de la linda secretaria que se encuentra adminstrando la entrada a las conferencias. Bien, ahora yo le pregunto: ¿cuál de las dos tendrá más audiencia?... La respuesta es, al menos para mi, muy obvia.

Tratar estos temas, en verdad, es cosa de locos; de osados. Cumplimentar expectativas sobre estas cuestiones, soy consciente, no es para cualquiera. Tendré personas conocidas que se molestarán y otras que no. Creo empero que es un mérito. A usted le pido por favor que no me critique malamente, que no se burle de mí, no porque me vaya a afectar, sino porque quiero respetar a su persona. Deseo abordar los temas seriamente y, si estoy equivocado (que en más de una cosa seguro lo estaré), hágamela saber y con todo gusto y buen tino aceptaré mi equívoco. No todo es verdad, como tampoco no todo es mentira. Alguien debe, por lo menos una vez, ponerse las "pilas" en esto. Creo que comprenderá...

Si su intención es realmente aprender, conocer para ello tal vez el contenido de esta página, por favor no lea apurado, no salpique su vista aquí y allí de manera rápida. Aunque parezca, esto no es de fácil y asequible lectura; pertenece al mundo de las ciencias. No servirá. Yo soy consciente que si usted hace un muestreo de contenidos y ve que digo que el clavo de olor es extraterrestre, si afirmo la desaparición de objetos, hablo de seres de luz, etc., usted lo primero que pensará es que soy un delirante, un otario. Pero, por favor, no se detenga en ello. El problema estará, sepa usted, en que no ha investigado con seriedad y profundamente los temas que expongo, cómo los expongo, qué fundamentos utilizo para decirlos, etc. Sólo un arduo estudio de dedicación a los mismos podrá determinar la seriedad de ellos. Esto jamás podrá leerse en una tarde y menos en una hora, sino que requiere el esfuerzo de semanas de estudio. Lo que presento no es cháchara barata sino, por el contrario, encontrará fundamentos académicos muy sólidos que pretenderán, junto a lamentables y seguros equívocos, volcar la honestidad, seriedad y respeto por ellos como asimismo por su persona.

En otra parte de mi sitio web he dicho y aquí repito, que existen dos tipos de personas en la comprensión de textos: una, la que va directamente a observar las conclusiones del mismo y, con suerte, salpica aquí y allá su mirada por todo el escrito; se cree que se las sabe todas. De esta gente abunda. Y la otra segunda, humilde y sabia, que analiza desde el principio al final la totalidad del escrito, escudriñándolo y analizándolo. Sólo este último merecerá el fortunio de la prudente crítica y sabiduría.

El presente informe que realizo, aviso al lector, estará lleno de equívocos y fraudes; soy consciente de ello. Sin embargo, siempre inclinándome por la mejor de las intenciones, desarrollo los temas lo más imparcial posible y con la fe puesta en las buenas costumbres. Pero repito, no sea nuestro querido lector víctima, como lo he sido yo y lo seguiré siendo, de tantas burlas y malintencionados informes. La gente es muy mentirosa como extremadamente difícil descubrirla. Muchísimas veces me pregunto si no estaré pensando y desarrollando estupideces... Pues bien, cuando lo hago también me viene al recuerdo que hay tantísimos casos de gente que merece sí nuestra credibilidad como también que hay cuestiones que son dignas de evidente credibilidad científica; y este enfoque que propongo por tanto no es más que un paradigma que pretende dar explicación a esta extraña fenomenología que por vías ortodoxas no se explica. Por ello se recomienda al lector, antes que nada, informarse sobre las cuestiones epistemológicas que expongo en el link precedente.

En este apartado quiero prevenir al lector de algo. Siempre uno ha pensado, cuestión digna del sentido común, propio de la gente de las buenas costumbres como así también de aquellas que no lo son, que nos siembra la duda eterna de si un relato es verídico o no; esto aún acuñado en personas grandes ya, aún con poder adquisitivo y exentos de obtener algún beneficio económico por el efecto de un embuste. Bueno, lo que les quiero decir, prevenir y muy lamentablemente por cierto, mi querido lector, es que no hay edad, cultura, etc., para el fraude. Mis canas ya han verificado una y otra vez, ante mi asombro, que es increíble cómo mucha gente, sobre todo de avanzada edad como de algunos otros que prolijamente cuidan su presencia, no son sino garrafales mentirosos. Tal vez los impulsa no sólo el dinero, sino el poder, la conquista sexual, los honores, etc... o, simplemente, el goce y disfrute del mal ajeno. Así, ante un gran cuento, no lo dude, no es sino una gran mentira, un embuste.

Será preciso en todo esto que luche su persona con la disonancia cognitiva, esto es, con la tensión o desarmonía interna del sistema de ideas, creencias y emociones a modo de cognición que percibe y que tiene al mismo tiempo uno o más pensamientos que entran en conflicto con sus creencias. Y no sólo eso, sino que hay más factores de atención: la pareidolia, la apofenia, el pensamiento mágico y el amiguismo. El primero consiste es percibir un estímulo vago y aleatorio (habitualmente una imagen) erróneamente como una forma reconocible; el segundo es pecar por un condicionamiento previo de datos o normativas; el tercero es la propensión a la fantasía y paranormalidad; y el último la lamentable influencia del corpus social a intereses determinados y falsos.

Haciendo mías las palabras siguientes y que no lo son, lamentablemente, expongo unos conceptos muy importantes en los estudios de investigación de la difícil área que nos compite, donde la mezquindad, el engaño y el orgullo florecen por doquier donde se mire. Frases como "Ojalá me equivocara mil veces al día, así aprendería mil cosas nuevas" o bien "No hay mal que por bien no venga" no deben desanimar al investigador, sino por el contrario, deben fortalecerlo. El "errorismo" es la reivindicación del error como filosofía de vida. Surge de “la belleza de equivocarse”. Thomas Alva Edison dijo: "No fracasé, sólo descubrí 999 maneras de cómo no hacer una bombilla". Equivocarse es salud, los erroristas creen que el error es una fuente de inspiración. “Aceptar el error es el único camino para la liberación del ser humano y su integración armónica con la naturaleza. La pérdida del temor a fallar o fracasar puede conducir a una superación de las limitaciones personales y colectivas. Si no estás preparado para equivocarte, nunca llegarás a nada original". Un ingeniero dijo que "En términos educativos es necesario dividir el error. Una cosa es aprender del error y otra cosa es tomarlo como práctica sistemática, como 'prueba y error'." (ref)

Si usted se basa en una mera creencia por sustento de la fe, entonces, ya mismo le aconsejo dejar de leer esto. Si por el contrario se fundamenta en las vivencias de la percepción sensible, sepa que yo también lo hago, y que he aprendido que es insuficiente y muchas veces equívoco (v.g.: fenómenos del espectro fuera del visible, alucinaciones, hábitos y estructuraciones cerebrales, etc.). Pero en cambio, si acepta como verídico las posibilidades de acierto que brinda los medios de correlación y concordancia, entonces no puede dejar de leer este estudio. Las investigaciones y cuestiones, para dar seguridad de ellas, hay que probarlas, referenciarlas o correlacionarlas; y no necesariamente verlas.

En el tema extraterrestres, su verdad se encuentra en los extremos de una balanza pendular: o es falso, o bien siendo cierto y ellos lo quieren ocultar es, precisamente y por lo que veo, lo que están haciendo y logrando. A esto se le agrega, en general, que la gente hace caso omiso al tema de igual manera que le hace caso a las barbaridades que se cometen en áreas de tragedias (guerras, hambrunas, pestes, etc.). Total, "como no los afecta", más les preocupa el dolor de su muela que lo que ocurre en un terremoto de la China.

La evidencia OVNI, extraterrestre y paranormal en general es por demás evidente. Lo que ocurre es que el orgullo y vanidad humanas no tolera que nos "ninguneen"; esto es, que no nos hagan partícipe de sus intereses. En otras palabras, el hombre se dice a sí mismo: "¿Cómo es posible que no nos hagan caso a nosotros?... La única respuesta a esta conducta es que no existan". Y no podemos llegar a aceptar la triste realidad de que somos muy inferiores a ellos, que no sólo no nos precisan sino que les somos altamente perniciosos y desagradables.

El término extraterrestres entiendo que está mal aplicado; sería más propio llamarlos extrahumanos ya sean estos intra o extraterrenos, extratemporales, etc.
Es éste un tema apasionado y difícil; complejo más que por su epistemología lo es por su psicología aplicada. Esto es, por los prejuicios, condicionamientos, temperamentos, etc. Para abordarlo lo vamos a ir separando por temas distintos, cosa que me llevará bastante tiempo. Luego iremos puliendo sus conclusiones.
Serán los indicios los que nos llevarán a tener nuestras propias opiniones; o sea a poseer un paradigma de conocimiento que se acerque a alguna pseudo o cuasiverdad lo más fiel al tema que nos compite.


La amplitud del tema, sus rasgos históricos, la riqueza de testigos, la tecnología que acompaña estos temas, etc., hace que uno se sienta en verdad muy pequeño como para tener una opinión tranquilizadora; y menos aún terminada. Debido a que es un fenómeno que por el momento permanece esencialmente fuera del alcance de la ciencia (al no disponer de datos y por tanto tampoco de la posibilidad de experimentar y refutar sus hipótesis), no existe una disciplina "formal" que estudie la vida extrahumana, ni ningún currículo académico que haya formado expertos en ello.


En estos temas de la extrahumanidad y su ovnilogía cobra importancia el desconocimiento de la gente, su confusión, su ironía y humor al respecto, etc., siendo esto lo que me molesta. Nos quieren hacer sentir, lográndolo la mayoría de las veces, como verdaderamente estúpidos; como otarios que nos tragamos cualquier cosa. Pero, en verdad, son ellos los que, sin conocimiento específico, dan estos tristes temperamentos y conductas. Si tan sólo pudieran justificar sus negaciones, que es lo más fácil de hacer puesto que no lo justifican ni tienen suficiente potencial para negar los asertivos de aquellos que han tenido experiencias o deducciones, sería al menos algo respetable.

Tengo la certeza, ya hace décadas, que al ser humano le gusta vivir "dormido". Es decir, que prefiere ignorar ciertas cuestiones científicas, culturales, psíquicas, religiosas, etc. que le producirán un amargo vivir, antes de reconocer su realidad. El "ojos que no ven, corazón que no siente" parece ser un dogma muy aceptado en
nuestra cultura. Así distan de estudiarse, inclusive en universidades de filosofía, a autores como Schopenhauer; o bien ocultar los informes que posee la Iglesia del Vaticano; que en la cultura del amor sólo existe lo metafísico y jamás se da en la organísmica corporal; etc. No en vano piensan los epistemólogos que la ciencia no consiste en un avanzar de verdades, sino en un acomodamiento de ellas a los intereses políticos y sociales del medio que les compite, es decir que les proveerá subsidios, que le otorgará durabilidad al político de turno, etc. Y, en todo este barullo, el tema que estudiamos, la extrahumanidad, no es ajena al fenómeno.

Quisiera hacer un comentario sobre las mentiras en este tipo de cuestiones que nos compite. Observo en todo ello que los testimonios actuales serían menos creíbles que los antiguos, digamos, de antes de los `90. Y esto ¿por qué?, bueno, lo entiendo así por razones tecnológicas. Antes que existiera la internet, cualquier fraude tendría poco impacto, sería siempre una mentira que no trascendería y, por tanto, no justificaría el entusiasmo del embaucador. No es así en la actualidad,
donde cualquier fake enseguida se viraliza en las redes y el pertrecho es saboreado por el pertrechador. Por tanto, para mi, valen mucho los testimonios de nuestros personajes pasados.


También no quiero dejar pasar la oportunidad de hacer una crítica a los "investigadores". Y ocurre así esto porque está lleno de ellos que no buscan otra cosa que acopiar celosamente sus datos, egoístamente, previendo con ello sobreestimar autorías, obtenciones monetarias, prestigio, etc. Y dudo que se den cuenta del mal que le hace a la disciplina que ellos mismos estudian; son sino parte del problema, de ese rompecabezas que uno se esfuerza en descubrir. Distinto sería que desclasifiquen sus datos, que no crean que porque mantienen las reservas testimoniales están haciendo algo correcto; sepan que, por el contrario, impiden toda ampliación de contenidos.

Es bueno tener estos apuntes, esta página web, porque cuando queramos podremos recurrir a ella y superar esa idiotez que todos tenemos cuando se nos hace dudar de nuestras convicciones. ¿Qué quiero decir con esto?: pues bien, que el tema extraterrestres y OVNIs como tantos otros tan excepcionales, se acumulan en una cultura que le es peyorativa y trata, a ciencias abiertas y por todos los medios, muchas veces neciamente, de perpetuarnos dudas al respecto. Pretender un cambio de paradigma cultural es difícil. Si como apoyo a esto tenemos esta información que presentamos, actualizada y veraz, esto tranquilizará nuestras ideas. Recordará usted el hecho de que en algún momento fueron seriamente forjadas. Por ello, como de estas verdades aquí expuestas no se las habla con frecuencia y seriedad en nuestros días, será preciso entonces volverlas a escudriñar de vez en cuando para refrescarlas. Esto logrará que seamos asertivos con las mismas y también sentirnos acompañados por todas aquellas personas que reconocen estos temas como verdades apodícticas.

He tratado (año 2017) por diferentes medios de contacto como lo son el teléfono fijo, el móvil, el WhatsApp, Twitter, Facebook, correos, etc. hacer un posible vínculo con los "destacados" medios de comunicación que destinan su espacio al tema que nos incumbe. Esto tanto en TV, radio o Youtube y, muy a mi pesar, siempre he encontrado lo mismo: he hallado gente que muy lejos de ser investigadora, poco receptiva e imperiosa en adjudicar exámenes pertinentes y serios a las cuestionnes, no miran sino con la magra intencionalidad del dinero, recelo, fama, poder o subsidio del sueldo que cobran y los mantiene a ellos y sus familias. Así entendido, vi que con ellos no se puede avanzar. Nada tienen de serios investigadores, lamentable, sino que son meros divulgadores, descriptores de fenómenos. Claro estará que formación en ciencias no tienen, y menos aún en el área interdisciplinaria. Como mi persona no es conocida y menos aún famosa, a Dios gracias, ni tampoco sujeto a la mercadería para alimentar sus shows, entonces consideran que no se es materia importante o digna de darle atención. Pobres "títeres sin cabeza"... Por tanto han dejado de ser, al menos para mí, algo que pretendían. No saben lo que se han perdido. Por tanto, seguiré, como hasta ahora, solipsado en mis investigaciones que tendrá como destino, algún día que lamentablemente y seguramente no veré, a sólo aquellos verdaderos académicos dedicados a la investigación.

Lo que me llama profundamente la atención del tema que nos hemos propuesto investigar, no es la existencia de los OVNIs o la de la de alienígenas. No, para nada es eso solamente. Sino lo que ha de fascinar, realmente forjar más que asombro en nosotros y que tomemos conciencia, es de que estamos mirando por una rendija un mundo que es en verdad descomunal; vemos un sencillo árbol que nos está tapando un inmenso bosque, una selva amazónica quizá. Saber que existen naves nodrizas capaces de albergar OVNIs, que hay millares de ellos en el cosmos cerca de un siniestro por nosotros provocados, etc., pone de claro manifiesto que para cada uno de éstos existirá una fábrica, una civilización, una telemetría y centro de seguimiento para ellos y que nos están vigilando, se ocultan de nosotros. Infinidad de objetos de distintas formas y efectos se aparecen a lo largo de las culturas y años. Hay, evidentemente, un gran universo espacial y de intereses que no conocemos. Vivimos mi querido lector, sino, encerrados en un frasco (o peor aún: una probeta de experimentación) de mermelada o, para el que mejor gusta, de dulce de leche.


La Teoría del Conocimiento

Para comprender mejor este apartado les sugiero que lean, y estudien mejor todavía, mi link epistemológico que aclara y amplía contenidos.


Supongamos que yo le dijera que la pastilla izquierda del freno de su auto está pintada de amarillo con lunares verdes. Bien, usted dirá que no es así... Ahora, mi pregunta entonces es decirle: ¿porqué piensa que estoy en un error? La respuesta será evidente, puesto que no ha visto nunca ninguna de este tenor y que lo habitual en todas las piezas del vehículo nunca se distinguen de esa manera. Bueno, entonces, seguidamente, le hago ver una cosa: si no la ha visto, su seguridad se basa en una correlación de verdades, esto es, está usando no un conocimiento empírico sino en la utilización del concepto de paradigma. Esto es, que no lo afirma y cree porque lo ha visto, sino porque correlaciona verdades. Un juez, por ejemplo, suele usar con frecuencia este método con las hipótesis de peritos, testigos, etc. y decide sobre lo que nunca ha visto personalmente. Por ello, se desprende, que lo que no se ve no siempre es certero, pero puede serlo si sus correlaciones lo justifican. Así, de manera antagónica, una verdad como fruto de una percepción sensible podría ser puesta en duda por sus correlaciones.


Al caminar pisamos esta o aquella baldosa porque correlacionamos su seguridad con otras nos ha dado confianza y no por ello a cada paso nos agachamos para verificarlas; asimismo compramos en este o aquel negocio por lo mismo; ad infinitum. Nos movemos por el mundo fundados en la certeza de la correlación de eventos anteriores, y muy pocas veces en la evidencia de lo tangiblemente comprobable.
Vivimos con una seguridad en las cosas y cuestiones que no tienen sino ambigüedad, poseen la falta de certeza en sus especificidades tangibles; e igual estamos contentos. Bueno, entonces el mismo criterio correlacional debemos aplicar al tema que nos compite: en la certeza de lo extraterrestre.
Buscamos afanosamente datos y pruebas, y no nos damos cuenta que no es necesario encontrar ninguna prueba apodíctica y contundente en esta cantidad de muestras, sino que serán sino todas ellas las que nos acercarán a la verdad inalcanzable, o bien que sí la tocarán como cuasiverdad posible.
De esta manera, cuando tengamos un dato, evidencia o lo que fuera, no será preciso detenernos en ella empecinados en demostrarla y siendo caldo fácil para la alimentación de los escépticos. Simplemente lo que tenemos que hacer es correlacionarla con otras similares. La cuasiverdad así pretendida por lo tanto nacerá con la mayéutica facilidad y natural belleza de la del niño que es parido por la mujer.

Y esto por cierto no termina aquí, sino en que debemos tener en cuenta que en el tema que nos ocupa, suponiendo o a sabiendas ciertas, que esta otra gente es muy inteligente y astuta para ocultar su existencia, que no deberíamos buscar una verdad terminada, sino una cuasiverdad que la comprometa y nos satisfaga.

La filosofía sabemos es la madre de todas las disciplinas y, como tal, cada una así gestada y ya madura, la respeta pero lamentablemente la olvida.
Me referiré en esta oportunidad con exclusividad a la epistemología, a esa línea del conocimiento que se preocupa en comprender la "verdad" de las cuestiones. Y porqué a ella, pues, es fácil, porque las tareas de los filósofos epistemólogos ha quedado excluida a las aulas y nunca le han dado participación en el terreno de la
empiria.
Y esto es un grave error. Se suelen investigar casos policiales con policías y detectives. Cuestiones de justicia con abogados y peritos. Se desarrollan tesis de investigación en las ciencias dando cabida solamente a profesionales afín a la materia estudiada. Hasta los arqueólogos buscan a hombres de ciencia para consolidar sus observaciones. Etc.
Pero, en todo esto se han olvidado, o bien no saben, que debieran incorporar a aquella gente que sí es la que está realmente preparada para examinar los fundamentos de la veracidad de las cuestiones: a los filósofos epistemólogos.
Bastaría que cualquier hombre que no sea filósofo académico comprendiera la utilidad de la lingüística, de las funciones proposicionales de la lógica, la semiótica, la hermenéutica del lenguaje, etc. como para darse cuenta de la importancia de lo que estoy hablando. Y, si no lo sabe, es y será justamente ése el problema del que estoy hablando...

En cuanto al valor de la creencia que le damos a las cosas, es decir a los sucesos que estudiamos específicamente, habría que comentar algo. Esto cobra importancia porque hay muchas personas que dicen no interesarse o que no le asombran estos temas.
Para abordar estos cometidos debemos saber que hay proporcionalidad directa entre el asombro, la incertidumbre, la información y la improbabilidad de un suceso.
Por tanto, si no se cree, entonces todo da igual y no hay asombro porque todo es igualmente probable. Lo que habría que saber para resolver la cuestión es qué relación hay entre el interés y el asombro. Digamos, saber: ¿si una cosa nos interesa entonces necesariamente nos asombra, o es al revés?
Por tanto algo que no se cree (no se acepta) no puede asombrar; o sea que, en otros términos, uno sólo se asombra de lo que cree. El asombro sólo juega con la realidad.
De esta manera si algo no asombra no produce interés. La secuencia válida resultará entonces:
              No creo > Suceso de probabilidad cualquiera > No me asombro > No me informo > No me interesa
De manera antagónica si asombra entonces interesa:
              Sí creo > Suceso de probabilidad baja (alta improbabilidad) > Sí me asombro > Sí me informo > Sí me interesa
En suma, si una persona nos dice que un suceso o cuestión no le interesa o no le asombra, es debido a que no acepta (no cree) por verídica su premisa; esto es, que su verdad se encuentra fuera del juego de la realidad ordinaria del suceso. Dicho en otros términos: como no conoce la realidad de los fundamentos, tampoco se interesará. Aquí está el mayor problema de la gente.

También enontramos comúnmente otro problema en las personas. El hombre dice: "Ver para creer" pero, despues que alguien le muestra y "ve" en tonces vuelve a decir: "Pongo en duda lo que he visto, ya sea porque es un engaño o es un fallo ocular". Entonces... lo que realmente ocurre es que, en verdad, lo que no quiere es creer o aceptar otras verdades. Se miente a sí mismo.


Las pruebas de la existencia extraterrestre

Si su persona a llegado a este apartado sin haber estudiado o al menos haber leído el contenido de esta página, es muy cómodo e insuficiente. Tenga cuidado, podría compararse a aquellos niños o "nuevas generaciones" que lo que buscan es lo abreviado, perdiéndose por completo lo propio del contenido y sólo viendo su continente. Aprender algo siempre requiere un esfuerzo.

De todas maneras, para aquellos escépticos que sólo "creen lo que ven", esto es, que dicen que se basan solamente en una creencia de las ideas estructuradas por la percepción sensible, les digo que sí, que efectivamente tenemos pruebas de la existencia de esta otra humanidad. Por el momento veo las siguientes:


1º) Los casos increíbles de los círculos en los cultivos como lo son (tómese su tiempo y verifíquelas una por una): las posibles interpretaciones electromagnéticas del mensaje de Arecibo, el mensaje de Chilbolton, la interpretación codificada de un supuesto generador eólico, el mensaje del número trascendente Pi, la información decimal ordenada binariamente, la formulación de la Teoría de la Relatividad Especial de Einstein, el anagrama del desierto de Oregón, la formulación del nombre de un dios sumerio, el posible número trascendente Áureo Phi, la imagen facial de Cristo del Sudario de Turín, y las formulaciones bioquímicas como lo son la ecuación de la Melatonina, la de la Vitamina B3 y la del ácido Retinoico (metabolito de la vitamina A).
2º) La actividad de las mutilaciones de ganado en la Argentina que he analizado durante junio del 2002 como también el caso de Ojo del Agua del 16/08/18.
3º) Las correlaciones de algunos temas que existen en los testimonios de algunos testigos y los temas concordantes que también expongo
4º) Se dispone de una fotografía de un supuesto OVNI esférico que luego de una colisión habría quedado en tierra, conforme a la experiencia de Miriam Lanzoni.

5º) Entiendo que tendríamos otra prueba en el análisis que realizo de la visión de satélites en el firmamento.
6º) Las fotografías en  viajes espaciales que desarrollo en el link de sedes alienígenas en la Luna, Marte y Venus.
7º) Las imágenes de humanoides, culturas, cosmología, naves espaciales, etc., en las artesanías prehispánicas mayas de Calakmul y Ojuelos. Por ejemplo esta imagen y también esta otra.
8º) El atentado del 11S. Vea su análisis.

9º) Hasta que se demuestre lo contrario, tenemos una clara evidencia de la inmaterialidad posible de los objetos. Vea mi propia experiencia.
10º) La huella OVNI de Tanti. Ir a su link.
11º) Los pedazos de tierra socavadas en Chile y Noruega. Ir a su link.

12º) El testimonio del militar Jesse Marcel encargado del caso Roswell - Ir a su link.
13º) El trazado de 10 km de una línea recta de Nazca con una centésima de grado de error. Ir a su link.
14º) Quizá (porque tengo dudas) la fotografía del barrio Félix U. Camet, Argentina, con la obtenida en EE. UU. y el video de Canadá. Ir a su link.
15º) Las sombras con forma humanoide - Ir a su link.
16º) Las gárgolas de Puerto Rico - Ir a su
link descriptivo.
17º) En esta página, de una manera aproximada y conceptual, estoy presentando más de cuatro mil testimonios entre fotografías y filmaciones, que su persona puede mirar y bajar si lo desea. ¿Acaso usted puede pensar que todas son editadas?


Y será, según entiendo, que antes de brindar un sinceramiento del efecto al mundo, será preciso tener en cuenta lo que expreso en el siguiente link.


Experimento del pensamiento (Gedankenexperiment) (volver al INDICE)

Hace cientos o millares de miles de años la vida se generaría en el Universo; vaya a saber uno cómo...


Un desarrollo de esta Naturaleza, biológico, determinaría seres de distintas razas con potenciales fruto de una evolución natural sustentada en la diversificación aleatoria de las especies. Éstas no solamente tendrían órganos capaces de procesar altos discernimientos neurológicos y racionales, sino también otros en líneas de gnoseología y del entendimiento diferentes como lo son las cuestiones metafísicas y psíquicas.


Dicha evolución de estos seres se acuñaría, entre otros, en el planeta Tierra. En ésta supo producir genéticamente varias razas: negra, marrón, amarilla, blanca y tal vez otras más. Luego se sumó a sus cuidados y sociedades en desarrollo mostrándoles esquemas de conducta y ciencias específicas; y más tarde, los abandonaría a su designo propio... Así, esta otra humanidad, rica en diversidad de razas, con un conocimiento y potenciales extremadamente altos para las razas engendradas, supervisarían su evolución y guardarían su silencio.


Tampoco se descartaría que tal vez tuvieran algún interés en las especies engendradas para manutención de su propia especie quizá, tal vez como alimento, o bien simplemente como sujetos de estudios; tal cual nosotros hacemos con el corral de ganado. Vaya uno a saber. Siendo así se esmerarían en guardar el secreto ocultándose ellos mismos su presencia y todas pruebas que los descubran.

No se darían entonces explícitamente a conocer porque alterarían el esperado natural desarrollo del humano creado, aunque sí empero mostrarán indicios de su existencia a través de mensajes muy acabados, sencillos y evidentes (agroglifos, estructuras megalíticas, ooparts, etc.) que se suponen realizados para satisfacer a las lógicas inquietudes de algunos individuos. También, aunque ya federados, algunos de ellos lamentablemente rebeldes no reconocen el pacto y anárquicamente con agenda propia muestran comportamientos desafortunados; secuestran y experimentan especies con vida fuera de lo permisible.


Su gran destreza ha hecho prácticamente imposible que se los pueda descubrir. Serían archi-inteligentes. Pero, y esto será importante saber, se hallan bajo el mismo Sol que todos, aún de los seres creados, y por tanto no estarían exentos al accidente ni al equívoco.


Por ello sólo algunas raras veces se los ve que erran en sus cometidos y se dejan ver por sus naves, dejando rastros, etc. Y será prudente saber que su técnica, tal vez la más elegante e inteligente, es que para pasar desapercibidos se presentan siempre como un hazmerreír descalificando a autores y actores, alimentando  permanentes dudas, facilitando conspiraciones, etc.; como asimismo permitir toda prueba y conquista del escéptico.


En suma, si este Gedankenexperiment fuera cierto, entonces lo que nos sucede con ellos en estas cuestiones es, precisamente, lo que debería pasar y ocurre.


Eugenio
07/01/14 al 05/10/14
Actualizaciones: 21/04/15, 23/05/15, 09/06/15, 27/06/15, 02/08/15, 30/08/15, 28/09/15, 08/10/15, 02/11/15, 15/12/15, 20/02/16, 27/03/16, 11/04/16, 12/05/16, 11/07/16, 05/11/16, 01/12/16, 04/01/17, 27/02/17, 14/03/17, 27/04/17; 25/05/17, 22/09/17, 30/11/17, 13/12/17; 26/12/17, 23/02/18, 15/04/18, 26/05/18, 31/10/18, 24/12/18, 25/02/19, 12/05/19, 26/03/20, 25/04/21, 09/11/21, 20/12/21, 10/03/22, 20/07/22
Contacto, Mar del Plata, Argentina

   
Comentarios
   
    
  
  
  
WebMdP  -  Visualización con Pantalla en 1024 píxeles y Fuente en tamaño Mediano